La previsibilidad de costos, la seguridad en el suministro, el mayor acceso a líneas de financiamiento, la eficiencia y el ahorro de energía son algunas de las ventajas de firmar un contrato de largo plazo para la adquisición de energía (Power Purchase Agreement o PPA).

A esto se añade la adquisición de electricidad de fuentes renovables —que representa un pilar importante para descarbonizar las operaciones y colaborar con la estrategia de cero emisiones netas de las empresas— y la posibilidad de suscribir estos contratos en dólares, incluso en Brasil.

Este modelo de acuerdo está ganando impulso en el país, que ha experimentado recientemente cambios regulatorios y presenta un escenario cada vez más favorable para la contratación directa de energía.

Ricardo Mendes, Director de Originación de Atlas Renewable Energy en Brasil, explica que los contratos de largo plazo para la compra de energía renovable son adecuados para todo tipo de empresas. Los PPA actúan como una protección ante la volatilidad del mercado energético, que en Brasil es altamente dependiente del régimen de lluvias.

«Para evitar esta volatilidad y no estar expuesto a precios altos, los consumidores buscan protegerse con contratos de largo plazo, los PPA. Esto garantiza una previsibilidad en los costos de la empresa», cuenta el director de Atlas.

Además, la posibilidad de establecer estos acuerdos en dólares ha atraído a empresas exportadoras e industrias cuyos costos están vinculados a los productos básicos  (commodities).

En 2022, Atlas formó una empresa conjunta con Hydro Rein y Albras (la mayor productora de aluminio primario de Brasil) para desarrollar, construir y operar la planta solar Boa Sorte (438 MW) en el estado de Minas Gerais —una inversión estimada en 320 millones de dólares.

En el modelo de autoproducción, el PPA en dólares  firmado con Albras prevé el suministro anual de 815 GWh desde 2025 hasta 2044 y cubre el 12% de la energía consumida por la productora de aluminio en un año.

«Es una triple protección. Además de proteger de la volatilidad climática, que es una variable en el mercado de energía, las empresas se protegen de la volatilidad del tipo de cambio y de la inflación brasileña. Se encuentran en una situación más cómoda, porque si el dólar cae y sus ingresos disminuyen, también se reduce su costo de energía», enfatiza Mendes.

Confianza es una palabra clave. Con casi 4,5 gigavatios (GW) instalados en Brasil, Atlas Renewable Energy ofrece a las empresas excelencia en la ejecución de proyectos y eficiencia en la reducción de costos en los contratos.

«Los PPA de largo plazo son una relación de confianza. Cuando hablamos de autoproducción, que hoy es el modelo de asociación que más interesa al mercado, se incrementa aún más la importancia de la relación de confianza, la solidez y el conocimiento», sostiene.

A continuación, lo que necesita saber sobre los PPA en dólares:

Contratos flexibles

Atlas trabaja con PPA o alianzas personalizadas para cada perfil de cliente. Un modelo que tiene éxito entre las empresas brasileñas es el de autoproducción. En este modelo, los clientes pueden tener una participación accionaria en los parques solares de Atlas, asegurando descuentos en los impuestos de energía, que representan casi la mitad del costo de la electricidad.

La estructura del proyecto se define de común acuerdo. Atlas construye y financia los parques solares, generalmente en dólares, y el precio del contrato se discute entre las partes, así como las formas de ajuste.

«Hay contratos con precios ajustados por la inflación norteamericana; contratos donde se establece una curva, que comienza con un valor más alto y va disminuyendo con el tiempo. Es decir, el modelo permite una serie de alternativas que pueden acordarse entre Atlas y los consumidores empresa», explica Mendes.

La cantidad de energía puede acordarse mensual o anualmente, y los excedentes pueden venderse en el mercado.

«Supongamos que compraste 100 MW y usaste 99. Ese 1 MW que sobró puede venderse en el mercado o incluso de vuelta a la propia Atlas. El mercado de Brasil tiene mucha liquidez; así pues —muchas veces— compras energía y logras revenderla a un precio mayor al que la compraste. Se pueden hacer diversos acuerdos», ejemplifica el ejecutivo.

Seguridad en el suministro

Cuando se habla de energía renovable, una preocupación común tiene que ver con la intermitencia de las fuentes. Si no hay sol, ¿continuaré teniendo energía?

La respuesta es sí. Mendes explica que para garantizar el suministro sin interrupciones, Atlas firma acuerdos comerciales con otros generadores renovables, como los que producen energía eólica e hidroeléctrica, para hacer un intercambio de los excedentes de energía. Esto garantiza el abastecimiento sin costos adicionales para los clientes.

«Vamos a hablar del caso de la energía solar, que solo se genera durante el día. Atlas va a dimensionar una generación que atenderá, a lo largo del tiempo, todo ese consumo. El punto es que va a sobrar energía durante el día y va a faltar durante la noche. ¿Qué hace Atlas? Suscribe acuerdos comerciales con otros generadores que tienen una situación diametralmente opuesta», relata. «Y ahí se hace un intercambio, asegurando esa energía las 24 horas, los 7 días de la semana».

Reducción de costos y aumentos de la eficiencia

La autoproducción también tiene como ventaja la eficiencia. Por ejemplo, no siempre es posible instalar paneles solares en una fábrica para atender su consumo, porque requeriría de grandes áreas.

Además, cuestiones como la irradiación y la tecnología de los equipos impactan en la cantidad de energía generada.

«Por ejemplo, algunas empresas tienen techos muy amplios. Sin embargo, no pueden instalar los sistemas de generación más eficientes, con seguidores solares para que los paneles sigan el sol a lo largo del día. Generalmente, en los techos, el panel es fijo y tiene un rendimiento menor», dice Mendes.

Cuando la empresa hace un PPA, está adquiriendo energía de un parque que fue instalado donde hay mejor irradiación y equipos de última generación que permiten la mayor eficiencia en la generación de electricidad.

«Consigues evitar trabajos, evitar obras dentro de tu operación y puedes tener esa energía con la mayor eficiencia y el menor costo posible, al usar energía de esos parques que van a tener una escala mayor y estarán con una irradiación óptima», añade.

Precio en dólares

Algunos factores influyen en la formación del precio en dólares: el costo de la planta, la competitividad del consumidor con respecto al mercado local y a otros consumidores, y la estrategia de cada empresa para pagar por la energía.

Mendes explica que, para que tenga sentido, es crucial que haya competitividad a largo plazo.

«Un consumidor que produce aluminio en Brasil está compitiendo, por ejemplo, con productores de aluminio en Australia o en Canadá. Y para ser competitivo necesita tener costos operativos en un parámetro de energía tan bueno o mejor que en esos otros países».

La otra referencia es el precio en Brasil, en reales. Primero, se define un precio base, y a partir de él, el valor puede ser fijo – para evitar el riesgo de inflación – o puede corregirse de acuerdo con la inflación de EE.UU., ya que el contrato es en dólares, con ajustes anuales.

Captación de financiamiento

El  marco legal del mercado cambiario en Brasil (Ley 14.286/2021) creó un momento para el financiamiento de los proyectos, ya que trajo mayor seguridad jurídica a los PPA en dólares.

Mendes señala que el marco dio más seguridad a la empresa consumidora, al generador que va a hacer su inversión y a los bancos. «Atlas fue pionera en ese campo y firmó, incluso, el primer contrato del BNDES en dólares».

El crédito de US $210 millones (equivalente a cerca de R$1.100 millones) fue concedido por el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES) en enero de 2023 para financiar el complejo solar Boa Sorte (438 MW), en Minas Gerais.

Este tipo de experiencia es un ejemplo de cómo la empresa ha estado concertando acuerdos para ofrecer a los clientes las mejores opciones de negocios, incluida la posibilidad de captación de financiamiento internacional. «Tener una relación ya establecida con bancos internacionales, que es otra fuente importante de recursos, ayuda a ampliar el abanico de posibilidades para los clientes», finaliza Mendes.

En alianza con Castleberry Media, tenemos el compromiso de cuidar nuestro planeta; por eso, este contenido es responsable con el medio ambiente.

This site is registered on wpml.org as a development site. Switch to a production site key to remove this banner.